AYUDA A LA ASOCIACION DE INTERNAUTAS

AYUDA A LA ASOCIACION DE INTERNAUTAS
No nos moverán

INTERNAUTAS TELEVISIÓN

miércoles, 3 de diciembre de 2008

COMENTARIO RADIOFONICO EN LA CADENA SER

El pasado dia 1 de Diciembre, don Juan Antonio Fernández Arévalo se ocupó del movimiento segregacionista en Cartagena, aludiendo en varias ocasiones a Pozo Estrecho. Transcribimos a continuación y de manera literal el contenido de su intervención:
MOVIMIENTO SEGREGACIONISTA EN CARTAGENA

A lo largo de mi ya larga estancia en esta columna de opinión de la Cadena SER he tratado varias veces el tema del movimiento segregacionista en el municipio de Cartagena.
En el año 2002 proponía la creación de algunas Entidades locales menores, fórmula descentralizadora contemplada en la Ley de Régimen Local de la Región de Murcia, y dos años más tarde, en noviembre de 2004, advertía de que el intento de La Manga-Cabo de Palos por convertirse en municipio propio empezaba a sonar a música celestial en otros pueblos de Cartagena. La llama encendida amenazaba con extenderse a Pozo Estrecho, La Palma, El Algar y la Aljorra.
Pues bien, cuatro años más tarde estos mismos pueblos citados apenas se conforman con su conversión en Entidades locales menores y casi se acaba el tiempo de aceptación de una descentralización maquillada, que no sea afrontada en profundidad.
Son demasiadas las deficiencias observadas en estas localidades como para conformarse con cualquier asomo de componenda. Y es que siempre que aparecen intentos segregacionistas subyacen sentimientos y, sobre todo, constataciones objetivas de una manifiesta desigualdad de trato a los diferentes territorios del municipio. Cuando desde los pueblos más enervados por el comportamiento centralista del Ayuntamiento de Cartagena (los de siempre: Pozo Estrecho, La Palma, El Algar y La Manga) se observan discriminaciones tan ofensivas, sus vecinos se preguntan por qué el dinero de sus impuestos vale menos que el de los vecinos del centro de Cartagena.
Las insuficiencias de los servicios culturales, deportivos y asistenciales; los graves problemas de tráfico que padecen todos los pueblos citados, sin excepción; las dificultades generalizadas en la creación de polígonos propios que impulsen la incipiente, pero prometedora, industria y generen, en consecuencia, un progreso al margen de la tradicional y fructífera agricultura; la ausencia de centros de enseñanza adecuados a las necesidades y población de algunos pueblos. Todas estas carencias y algunas más han colmado la paciencia de los vecinos, que optan, ya decididamente, por la administración propia de un Ayuntamiento autónomo que supere la dependencia actual. El movimiento se ha instalado con fuerza tanto en el municipio de Cartagena como en el de Murcia (La Alberca, El Palmar, Alquerías o Cabezo de Torres así lo confirman).
Por poner un ejemplo, no es aceptable que cuando intentamos cruzar el pueblo de Pozo Estrecho, con el que me unen tantas relaciones de amistad, los obstáculos a los que nos enfrentamos parezcan extraídos de las antiguas carreteras de los años cincuenta del pasado siglo. Y tampoco es razonable que, cuando asistimos a un concierto de su prestigiosa Banda de música o pretendemos disfrutar con la representación de sus obras teatrales o acudimos a la celebración del Certamen anual de pasodobles, tengamos que conformarnos con un Centro Cultural más propio de una parroquia que de un pueblo vivo que intenta elevar al nivel nacional su categoría de pueblo creativo, dinámico y culto.
Por eso es pertinente recordar la carta dirigida por los vecinos de Pozo Estrecho a la reina Isabel II en 1866, dos años antes de la Revolución de septiembre de 1868, en la que le pedían la restauración del Ayuntamiento propio que había existido durante los periodos de aplicación de la Constitución de 1812. Las razones de la petición, mutatis mutandis, son tan similares a las actuales que sería muy conveniente volver a leerlas.

Cartagena, 1 de diciembre de 2008.
Juan Antonio Fernández Arévalo.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Amigos: Desde Galicia os deseo que tengais una Felíz Navidad y que 2009 sea definitivamente el año que proporcione a nuestro pueblo el ayuntamiento tan deseado, para que de una vez se acabe esta "cansera" de tener que recordar continuamente que nuestro pueblo está capacitado, y se merece, desde hace mucho tiempo, tener su propio sistema de gestión de la riqueza que engendran sus ciudadanos.
MUCHOS ABRAZOS PARA TODOS LOS QUE LUCHAIS POR NUESTRO AYUNTAMIENTO!!!!